Grandes clásicos: la recuperación de información

En el campo de la información y la documentación, la recuperación de información, RI, es un clásico que siempre está ahí. Da igual que pasen los años:  los problemas de los usuarios para localizar, evaluar y aprovechar la información permanecen: basta ver a cualquier universitario malusando Google para poder apreciarlo. Las herramientas informáticas han ido evolucionando con el paso de los años. Queda lejos  ¿década de 1960? el afamado SMART, han evolucionado y triunfado los modelos vectoriales… pero las necesidades de información permanecen. Lo cierto es que los manuales de referencia, que no la investigación, han sufrido un parón desde inicios de la década de 2000, y por ello es de agradecer la publicación, bajo licencia libre, del libro de Martínez Méndez, F.J. Recuperación de Información: Modelos, Sistemas y Evaluación. Murcia: JMC Kiosko Ediciones, 2004.

El autor, profesor de documentación en la Univ. de Murcia, lleva años (desde que le conozco, y son unos cuantos), dándole a la RI, y fruto de su saber es este manual que ha liberado, y que sirve como válida referencia para comprender los fundamentos básicos de la recuperación de información. Bien documentado y argumentado, como no podía ser menos, debería ser de lectura casi obligatoria en los cursos de introducción a la RI que se imparten en nuestras titulaciones: el modelo vectorial debe dejar de ser algo “imaginario” para pasar a ser algo real, visible, que los usuarios entiendan.  No pierde el tiempo explicando cuestiones obsoletas de Dialog, PubMed u otros similares. Sólo comprendiendo los problemas de la representación de la información, y el funcionamiento de las herramientas de recuperación, se pueden entender los resultados de los procesos de búsqueda. Y es que en el contexto de los motores de búsqueda en internet, que son lo que usan mayoritariamente los usuarios, el sólo “apañarse” que decía Krugg, no sirve: es ncesaria la comprensión. Muchas veces he leído que Google es un ejemplo de usabilidad: pues lo siento, pero no.  Es un ejemplo de sencillez, pero no de usabilidad. Cuando tantos usuarios no lo saben usar adecuadamente, y no están satisfechos con sus búsquedas, no me pueden decir los gurués de blog de diseño que es usable: es meramente sencillo, nada más. Pero ya sabemos todos que esto de la intenné está lleno de gurúes de fin de  semana que valen para un roto y un descosido, aunque no sepan lo que es una aguja.

Ah, sí el libro, pues eso…

Martínez Méndez, F.J. Recuperación de Información: Modelos, Sistemas y Evaluación. Murcia: JMC Kiosko Ediciones, 2004

Anterior

Bing, otro bodrio pseudo-internet de M$

Siguiente

Entrevista en RecBib

1 Comentario

  1. luis

    Caramba, Jesús, voy a leer con detenimiento el texto al que haces referencia. SIempre es bueno aprender de los que saben.

    Sal-u2

Comentarios cerrados.

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén