Cada cierto tiempo voy publicando entradas dedicadas a la documentación fotográfica, y selecciones temáticas de fotografías que voy tomando en viajes, paseos, o simplemente detalles de lo que me rodea. Para ello tengo una réflex digital, una Canon EOS Kiss X3, y una Sony Cybershot DSC WX1 de bolsillo. La fotografía digital se ha convertido para mí en una afición relajante, sin complicaciones, y en una fuente libre de ilustraciones para presentaciones. Y de paso, he ido comprando varios libros de referencia sobre el tema (no nos engañemos: comprar libros, a un precio ajustado, es bueno y recomendable).

La réflex viene de serie con el objetivo estándar que monta Canon para estas máquinas, un EF-S 18-55 IS. Se trata de un objetivo básico que sirve bien para foto general, pero que por su generalidad se queda corto cuando intentas hacer alguna cosa especial. Aprovechando una oferta de internet, adquirí un objetivo zoom EF-S 55-250 IS, que ofrece un juego de zoom que es suficiente para mí, sobre todo para detalles de paisajes. Este modelo, para el aficionado sin complicaciones, es más barato y ligero que el recomendable 70/75-300. Sin embargo, lo cierto es que tengo que cambiar de objetivo en numerosas ocasiones, ya que las diferencias de foco y encuadre entre uno y otro son notables, y además, con el zoom me encuentro con falta de luz en situaciones de claroscuro o anochecer, lo que dificulta el encuadre correcto. Por estas razones, me he dedicado a buscar una óptica que sustituyese al 18-55, y que me permitiese jugar con un mínimo macro y  un zoom básico, que diese buena calidad para retrato, y que estuviese dentro de un rango de precios moderado. Al final, he adquirido en una muy buena oferta, por internet de nuevo, un EF 28-135 USM IS.

Lo cierto es que escoger una óptica para una réflex es más complicado de lo que pueda parecer a primera vista. La variedad de marcas, ópticas, objetivos. modelos y características es abrumadora. Y dado que se trata de realizar un gasto notable, hay que hacer una buena revisión de documentación técnica, por un lado, y de recomendaciones y opiniones de usuarios, por otra. Así que lo que he hecho ha sido recopilar los principales recursos de información que he consultado, con la finalidad de que les sean útiles a otros aficionados:

El presupuesto no me da para comprar ópticas Canon de tipo L (aunque podrían regalarme alguna para probar si son tan buenas como dicen). Eso sí, no falta en mi estantería la referencia obligada para principiantes con las DSLR de Canon: Shepard, R. How to Take Great Phots with the Canon D-SLR System. Lark Books, 2009.

Tagged with →  

5 Responses to Elegir un objetivo para la réflex digital

  1. Marcos Ros dice:

    Curioso, yo tenía el objetivo EFs 18-200 IS que venía con la cámara, de iniciación, obviamente. Finalmente, me he desecho de él y me he lanzado a por este 28-135. Creo que no te defraudará…

    😉

    • Jesús dice:

      Hola, Marcos, bienvenido por aquí… a ver si tengo un rato y salgo a calle a fotografiar para probar el nuevo juguete ¿te animas a la documentación fotográfica?

  2. Marcos Ros dice:

    A pesar de trabajar en un diario regional, te diré que la otra documentación fotográfica no es lo mío.

    A mi, me gustaría “capturar el momento”, el instante decisivo, pero eso es de momento improbable…

    Será cuestión de seguir practicando…

    😉

  3. @tramullas @pixelanalogo pues le hacemos un RT tambien!! Elegir un objetivo para la réflex digital – Jesús Tramullas http://t.co/VUFUoxXG 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *